familia cepillar dientes niños familia higiene bucal caries

“Dos refrescos y palomitas…. 20€

Dos tickets para ver el partido… 30€
Pasar un tiempo inolvidable con tu hijo… no tiene precio”

Esta era la fórmula que aplicaba una popular tarjeta de crédito en sus comerciales hace ya tiempo. Una idea que deja muy claro, la importancia de los pequeños momentos. Así que, recordando, les planteo con esa misma fórmula otra:

“Una tubo de pasta de dientes y cepillos de dientes…. 10€
Agua utilizada …. <3€
Pasar un rato jugando con tus hijos mientras se cepillan los dientes…. no tiene precio”

Y es que es muy curioso cómo las pequeñas cosas pueden convertirse en auténticas joyas en nuestras vidas.

¿Con ganas de más?

Pregunta: ¿cuándo debo retirar el chupete a mi hijo?

#FelizDíadelLibro Cuentos de higiene bucal para niños

¿Estás en operación bikini? Estos métodos no funcionan y te dañan los dientes